0
16/6/2011 

Cada 23 de mayo se recuerda el Día Mundial del Melanoma como una forma de concientizar sobre los cuidados de la piel.
 
El melanoma es la forma más grave entre los diferentes tipos de cáncer de piel y, según las estimaciones de la Organización Mundial de la Salud ( OMS ), se diagnostican 200.000 nuevos casos anuales en el mundo.
 
Aunque entre las variantes de cáncer de piel el melanoma sólo representa el 5%, es el causal del 90% de las muertes por esta enfermedad. En la Argentina, según el Ministerio de Salud de la Nación, por medio del Registro Argentino de Melanoma Cutáneo, la tasa de ocurrencia de esta enfermedad se incrementa a razón de un 3% anual.
 
La prevención y el autoexamen resultan claves para tratar a tiempo el cáncer de piel que es uno de los más comunes.

En los últimos 30 años, la incidencia del melanoma –la causa más frecuente de muerte por enfermedades de la piel– creció un 600%, el doble de los demás cánceres que más se han incrementado. Como contraparte, ahora se lo conoce en detalle, como para indicar tratamientos específicos para cada paciente, ya que tomado a tiempo es altamente curable .

Se trata de un tumor maligno "con alta capacidad para producir metástasis" y que puede aparecer "en la piel, las mucosas y, menos frecuentemente, en los ojos, el sistema nervioso central, el mesenterio [membrana que mantiene al estómago y el intestino en su lugar] y el oído interno".

Aparece como una mancha oscura similar a un lunar, pero va cambiando de tamaño y color. Además, los lunares no suelen producir síntomas como dolor, picazón o ardor.

El melanoma cutáneo afecta especialmente a las personas de piel blanca (más a los hombres que a las mujeres). El riesgo de tener un melanoma cutáneo ha crecido casi exponencialmente: en los Estados Unidos (en Argentina no hay estadísticas), de un caso en 1.500 personas en 1930, se pasó a 1/600 en 1950. En 1980 era 1/250; en 2000, 1/74. Y en 2010, 1 caso cada 35 habitantes. Estas cifras corresponden a las personas de etnia blanca, en quienes la incidencia es mayor.Como coinciden los expertos, es un cáncer cada vez más común por varias causas: genética, hereditaria y, también, ambientales. La cultura del bronceado y la exposición al sol sin protección figuran entre los principales desencadenantes de este cáncer que provoca casi el 90% de las muertes por los tumores cutáneos malignos.

Mientras que en las mujeres suele aparecer en las piernas, en los varones es más común en el tronco, de ahí la importancia del autoexamen dermatológico periódico, como lo indica el consenso. Es que la prevención debe ser lo más importante.

Un melanoma de un milímetro de profundidad parece algo inofensivo. Sin embargo, “tiene gran capacidad para generar metástasis: en los ganglios, el cerebro, el hígado, los pulmones, los huesos, y en la propia piel.

Lo positivo es que en ese estadio, es casi siempre curable. Un melanoma in situ (que aún no atravesó la epidermis) es curable en el 99% de los casos. Un paciente a quien se le extrajo un melanoma fino (menos de un milímetro de espesor) tiene entre un 95 y un 97% de sobrevida a cinco años. La probabilidad de sobrevida va reduciéndose a medida que aumenta el espesor: con un tumor de 2 milímetros, la sobrevida se reduce a un 50%. “La morbilidad es poca, pero la mortalidad es alta.

Contrariamente a lo que podría pensarse, el melanoma cutáneo afecta por igual a hombres y mujeres. Sin embargo, la mortalidad es menor en las mujeres, porque tienen el hábito de observarse y porque consultan antes.

- Entre las recomendaciones figuran:

Informar a los pacientes sobre qué daños producen los rayos ultravioletas, indicarles la fotoprotección adecuada y, si aparecen lesiones de color negro en la piel sana o si se modifican las características de alguna mancha existente, hay que consultar al dermatólogo.

No es una enfermedad para que la trate un médico sin experiencia en el tema, sino un especialista.

5200 Son los casos registrados. Desde 2002, la Sociedad Argentina de Dermatología y la Fundación del Cáncer administran el "Registro Argentino de Melanoma Cutáneo".

- Tratamiento

Si bien requiere siempre de cirugía, tanto el pronóstico como el tratamiento dependen de sus características. Hoy se estudia qué genes están alterados en el melanoma primario. Existen más de 140 genes mutados, pero estudiando una veintena, se puede decirle si un melanoma es familiar o esporádico; si se debe al sol o no; si tiene alta capacidad de generar metástasis o no; si es quimiorresistente o no. Además de la clasificación clínica (hay cuatro variedades) hay una clasificación biomolecular.

El futuro del melanoma es una clasificación biomolecular, y una terapéutica biomolecular dirigida al blanco. Un melanocito, en melanoma con capacidad de producir metástasis, necesita pasar por distintos peldaños, en los que va mutando un gen, y otro, y otro. Hoy se reconocen esos peldaños, esos genes, y se bloquea cada uno con una terapia distinta.

A continuación una Guía de 8 pasos, publicada por la Skin Cancer Foundation, para una autorevisión. Para llevarlo a cabo se necesita: una luz brillante, un espejo de cuerpo entero, un espejo de mano, 2 sillas o banquetas, un secador de pelo, mapa corporal o un papel y un lápiz para marcar los lunares, pecas, manchas o llagas que se detecten.
 
1 - Examine su cara, especialmente la nariz, labios, boca y orejas, de ambos lados. Utilice uno o dos espejos para conseguir una visión más clara.
 
2 - Inspeccione a fondo el cuero cabelludo, utilizando un secador de pelo y espejo para exponer cada sección. Si puede, pida ayuda.
 
3 - Revise cuidadosamente las manos: palma de la mano y el reverso, entre los dedos y en las uñas. Continúe hasta las muñecas para examinar tanto la parte delantera y trasera de sus antebrazos.
 
4 - Parado frente a un espejo de cuerpo completo, comenzar por los codos y mirar todos los lados de sus brazos. No se olvide de las axilas.
 
5 - Centrarse en el cuello, el pecho, y el torso. Las mujeres deben levantar los senos para ver la parte inferior.
 
6 - Con la espalda al espejo de cuerpo entero, utilice el espejo de mano para inspeccionar la parte posterior de su cuello, hombros, parte superior de la espalda, y cualquier parte de atrás de sus brazos que no pude ver en el paso 4.
 
7 - Aún utilizando los dos espejos, explore la parte inferior de la espalda, las nalgas, la espalda y ambas piernas.
 
8 - Siéntese; suba cada pierna a la otra silla o banqueta. Usar el espejo de mano para examinar los genitales. Revisar el frente y los lados de las dos piernas, del muslo a la tibia, tobillos, parte superior de los pies, entre los dedos de los pies y bajo las uñas de los pies. Examinar las plantas de los pies y los talones.

- CONTENIDOS RELACIONADOS:

= Comienza la etapa final de investigación de la primera vacuna nacional contra el melanoma de piel. 6/12/2012

= Argentina dispone de un nuevo tratamiento para el melanoma metastásico. 23/3/2012

= Cáncer de piel.




print.gif  friend.gif